viernes, 29 de septiembre de 2017

Puebla: ClaudiaCarolina de 15 años Náhuatl, niñera DESAPARECIDA en Angelópolis

Claudia Carolina Romero Acatécatl desapareció la tarde del sábado 16 en el exclusivo sector Angelópolis de Puebla.

Con apenas 15 años de edad, Claudia trabajaba como niñera de tiempo completo, es decir, pasaba día y noche en el fraccionamiento Concepción de la Luz, localizado en ese distrito financiero, comercial y habitacional de alta plusvalía en la conurbación de la capital poblana.

Alrededor de las 15:30 de ese sábado 16 caminó rumbo a la casa donde la empleaban, para cobrar su sueldo de la semana, pero al llegar al lugar los guardias que controlan el acceso le impidieron el paso, aduciendo que era menor de edad. 

Le sorprendió el argumento, pues su edad nunca fue impedimento para trabajar, ni ingresar en el fraccionamiento privado.

Preocupada por la tardanza de Claudia Carolina, ese mismo día su madre, Eustaquia Lucía Acatécatl Xotlanihua, una mujer náhuatl vendedora de comida, salió a buscarla. 

Reconstruyó el trayecto de la adolescente recogiendo testimonios, hasta que llegó a la caseta de vigilancia donde los guardias le contaron que ahí, Claudia Carolina, habló con su patrona, quien le dijo que no podía pagarle porque no fue al banco y no tenía efectivo.

Hasta donde pudo saber Eustaquia, los guardias de seguridad fueron los últimos que vieron a la menor.

Al día siguiente, los padres de Claudia Carolina acudieron a la Procuraduría General de Justicia (PGJ) del estado para interponer la denuncia. 

Era 17 de septiembre, una fecha importante en el reclamo de justicia por los feminicidios, pues hubo marchas multitudinarias en diferentes ciudades del país, y señaladamente en la Ciudad de México, por el asesinato de la joven Mara Castilla, precisamente en Angelópolis.

La PGJ despachó al matrimonio, pidiéndole que regresara el lunes siguiente para asignarles investigador. No hubo alerta Ámber, ni de género. Tampoco la hubo al día siguiente, cuando las autoridades de procuración de justicia les dijeron que primero buscarían “a ver si no estaba con el novio”.

El martes 19 ocurrió el sismo de magnitud 7.2 grados, que provocó severos estragos en Puebla, entidad en cuya franja limítrofe con Morelos se detectó el epicentro.

Con el paso de la semana, ya nadie en la PGJ hizo caso a los padres de Claudia Carolina, la niña trabajadora.

El Frente Oriente, organización social con presencia en Puebla que acompaña a la familia de la desaparecida, consideró que su situación representa el caso de miles de mujeres trabajadoras que sufren explotación infantil y laboral, vejaciones, malos tratos, discriminación, opresión, violencia, hasta la muerte y la desaparición, a manos de hombres y mujeres por igual.

A través de un comunicado, dicha organización enfatizó sobre las condiciones de pobreza y explotación laboral: la menor tuvo que dejar la escuela por las condiciones económicas de su familia; trabajaba de tiempo completo en una casa por un salario de 50 pesos diarios, cuando el mínimo es de 80 pesos, y desapareció cuando fue a buscar su paga y la sustrajeron.
¡ CONTENIDO RELACIONADO, DALE CLICK!

0 comentarios :

Publicar un comentario