miércoles, 2 de noviembre de 2016

“SE PUEDE Gobernar desde un celular”, ASEVERA el gobernador veracruzano FlavinoRíos

El gobernador interino de Veracruz, el priista Flavino Ríos Alvarado, dijo que “no es necesario un palacio” para dirigir la entidad, sino que con voluntad de trabajar se puede hacer “desde un celular”.

Ello luego de que se cumplieron cinco días de que alcaldes de PRD y PAN tomaran las instalaciones oficiales y que, con funcionarios menores, acampan y pernoctan en el inmueble para evitar la operatividad del mismo, con el fin de reclamar el pago de 3 mil millones de pesos por concepto de recursos federales para los ayuntamientos.

“El gobierno no es el palacio, si ustedes se dan cuenta aquí estamos haciendo acciones de gobierno para mejorar la seguridad de los veracruzanos. El gobierno no es el palacio, y ahorita con los teléfonos celulares, en cualquier parte que uno esté, puede uno estar gobernando”, justificó.

Está declaración la realizó en el marco de la reunión del Grupo de Coordinación Veracruz, en Coatzacoalcos, unos de los municipios más castigados por la delincuencia común y organizada, donde la situación ha provocado que familias e inversionistas hayan huido de la entidad.

Aquí Flavino Ríos anunció que en breve se reunirá con los alcaldes de oposición que desde hace cinco días tomaron el palacio de gobierno en la capital del estado, siempre y cuando sea en un lugar en el que haya condiciones de seguridad.

También admitió que el proceso de la entrega-recepción de esta administración estatal no pudo iniciar debido a una decisión personal del gobernador electo, Miguel Ángel Yunes Linares.

Al ser cuestionado sobre las exigencias de los alcaldes de PRI, PAN y PRD, que tomaron las instalaciones de palacio de gobierno, dijo que para liberar los pagos que reclaman los presidentes municipales se necesita el apoyo económico del gobierno federal.

Ríos Alvarado dijo que en estos momentos la administración estatal requiere de 3 mil millones de pesos para solventar los pagos pendientes a los ayuntamientos, 2 mil más para los gastos en el mes de noviembre y 6 mil millones que quedarán en manos del nuevo gobierno para salarios, pensiones y aguinaldos de los trabajadores del Ejecutivo.

“Creo que nos van a ayudar, les digo por qué: No me han dicho que no, tampoco me han dicho que sí”.

Flavino Ríos fue nombrado gobernador interino por 47 días tras la solicitud de licencia del hoy expriista, Javier Duarte de Ochoa, quien dejó una deuda pública bancaria de 52 mil millones de pesos, más un pasivo revolvente de 13 mil millones.

0 comentarios :

Publicar un comentario