martes, 25 de octubre de 2016

Corren a familiares"trabajadores" de Karime Macías del Aytto. de Coatza, verfollow


El ayuntamiento de Coatzacoalcos, gobernado por el priista Joaquín Caballero Rosiñol, decidió “cesar” a todos los parientes de Karime Macías, esposa del exgobernador Javier Duarte de Ochoa.

La dirección de Recursos Humanos informó a diversos directores de área que como empleados de confianza se les rescindía el contrato por órdenes del alcalde.

De acuerdo con un integrante del cabildo porteño, la “limpia edilicia” ocurrió un día antes de que Javier Duarte fuera expulsado del PRI, y seis días después de que la Procuraduría General de la República (PGR) liberara una orden de aprehensión en su contra por los presuntos delitos de delincuencia organizada, lavado de dinero y desvío de recursos.

Entre las personas cesadas destacan: el secretario de Economía, José Tubilla Laytaf, tío de Karime Macías, y el subsecretario de Obras Públicas, Guillermo Ibarra Macías, primo de la esposa del exmandatario veracruzano.

También el jefe de Supervisión y Control de Obras de Coatzacoalcos, Armando Rodríguez, suegro de Mónica Macías Tubilla, cuñada de Javier Duarte, quien el pasado viernes 21 fue interrogada por elementos de la Agencia de Investigación Criminal de la PGR, y señalada como parte de la red de prestanombres en los inmuebles del exmandatario en Estados Unidos.

A Armando Rodríguez junior, funcionario menor del ayuntamiento priista de Coatzacoalcos, también le fue rescindido el contrato por ser cuñado de la esposa de Javier Duarte.

En el caso de Jaime Ruiz Macías, secretario de Turismo y primo de Karime Macías, fue cesado ayer sin explicación alguna.

El municipio de Coatzacoalcos, ubicado a 400 kilómetros al sur de Veracruz, era el feudo político y económico de la familia Macías Tubilla, liderada por “Tony Macías”, padre de la esposa de Javier Duarte, quien recientemente tramitó un amparo para evitar que la justicia local o federal lo detenga.

Karime Macías solía radicar en esa misma ciudad cuando no ejercía sus funciones como presidenta del patronato del DIF Estatal.

Hoy, Javier Duarte de Ochoa se encuentra prófugo de la justicia. Este martes no se presentó a la audiencia en la que el Comité Ejecutivo Nacional del PRI valoraría si continuaba con sus derechos como militante.

En esta capital y en la Ciudad de México, ciudadanos anónimos colocaron pancartas y cartulinas con el rostro del exmandatario veracruzano y la leyenda: “Se busca, vivo o muerto; se le acusa de que pide fiado y no paga”.

1 comentarios :

Anónimo dijo...

Increíble el descaro de esa gente que viajaba por todo el mundo a costillas de los veracruzanos,dándose la gran vida y gozando de festivales, comidas, favores especiales, todo por lo corrupto de los Duarte, Macias, Tubilla, Rodríguez. Y más que poco a poco saldrán a la luz.

Publicar un comentario