viernes, 12 de agosto de 2016

Veracruz: “Allí hay cuerpos frescos..., el olor es tremendo”, Van 17 FOSAS

Los Colectivos Solecito Veracruz y Familias de Desaparecidos Córdoba – Orizaba han localizado 17 fosas clandestinas en menos de una semana, sin embargo, existe otro punto en el municipio de Ixtaczoquitlán con presuntos restos que la Fiscalía General del Estado (FGE) se ha negado en confirmar tras días de haberlo acordonado. El Fiscal de Veracruz, Luis Ángel Bravo Contreras, ha guardado silencio sobre el tema, pero sí ha minimizado el trabajo de los activistas al señalar que de 21 puntos que han explorado sólo uno ha dado positivo, refiriéndose a los restos óseos del rancho el Limón, en Tlalixcoyan.
En menos de una semana, 17 fosas clandestinas han sido descubiertas por los Colectivos Solecito Veracruz y Familias de Desaparecidos Córdoba – Orizaba. Sin embargo, existe otro punto en Ixtaczoquitlán con presuntos hallazgos putrefactos que la Fiscalía General del Estado (FGE) se ha negado en confirmar tras siete días de haberlo acordonado.

“Allí hay cuerpos frescos porque el olor es tremendo, el lugar se encuentra entre la carretera Dos Arroyos-Chiltepec y Manuel Mirón. El perito en turno amablemente nos lo confirmó, pero las autoridades ya hasta sacaron indicios en bolsas negras y sólo se echan la bolita para no enterarnos”, asegura Ana Lilia Jiménez, madre de desaparecido en Orizaba.

Fue desde el pasado 4 de agosto, ya con la brigada de búsqueda puesta en marcha por familias de desaparecidos en el puerto de Veracruz, que diversos medios de la zona centro del estado anunciaron la ubicación de cavidades subrepticias en el municipio de Ixtaczoquitlán.

De acuerdo con los reportes periodísticos, elementos de la Unidad Especializada en Combate el Secuestro (UECS), ubicaron las “narcofosas” en una zona de arenales donde se apreciaron “restos humanos, aretes, zapatillas, zapatos, tenis, así como prendas de vestir femeninas y masculinas. Además, tambos con aceite quemado y polvo que sirvieron como crematorios” ; indicios que supuestamente fueron canalizados a la ciudad de Xalapa para ser sometidos a análisis clínicos. “En la inspección ocular y excavaciones llevadas a cabo el martes por la mañana participó personal de Servicios Periciales del Distrito de Orizaba, elementos de la UECS y supervisión de la Fiscalía Antisecuestros”.

De lo anterior nada ha desmentido el titular de la FGE, Luis Ángel Bravo Contreras; no obstante que el pasado jueves ofreció una rueda de prensa para anunciar la captura de Manuel N, alias “El Cachorro”, presunto líder del cártel de Los Zetas en Orizaba y vinculado al asesinato de la reportera policiaca, Anabel Flores.

Además, aseguró que de 21 puntos que han explorado familiares de desaparecidos sólo uno ha dado positivo, refiriéndose a los restos óseos del rancho el Limón, en Tlalixcoyan, propiedad relacionada con Francisco Navarrete Serna, señalado como jefe de plaza del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) en la Cuenca del Papaloapan, al sur del estado.

Por su parte, en la página de Comunicación Social del Estado tampoco hay información que desmienta los hallazgos del 4 de agosto en Ixtaczoquitlán, tal como lo publicaron el pasado 15 de abril de 2016, minimizando los hallazgos de la Brigada Nacional de Búsqueda en San Rafael Calería, Córdoba, asegurando que se trataba de restos de madera y telas sintéticas.

Hasta el momento en la plataforma gubernamental únicamente aparecen titulares como: “Dolores Hernández debuta este viernes en los Juegos Olímpicos” y “Vibrará Veracruz al ritmo de salsa con Festival Somos Latinos 2016”.

“No pueden desmentir lo que vimos, ahora queremos que acepten la existencia de esas fosas y comiencen a trabajar para saber si entre los finados hay algunos de nuestros hijos; los cuerpos estaño frescos” exige Ana Lilia Jiménez.

De acuerdo con Aracely Salcedo Jiménez, líder del colectivo Desaparecidos Córdoba-Orizaba, apenas conoció la información en los medios de comunicación solicitó dicha información al Fiscal Regional en Córdoba, Alejandro Dávila Vera, quien aseveró que esos datos los debía proporcionar la UESC; no obstante que su labor es únicamente operativa y en casos de secuestro.

Han pasado ocho días desde el presunto descubrimiento y las madres de desaparecidos no han logrado conocer los detalles en las labores periciales. Mientras tanto, Maria Áurea Cortés García, titular de la Fiscalía Especializada en Atención A Personas Desaparecidas, tampoco ha fijado su postura al respecto.

Ante la sequía de información por parte de la FGE, las madres de la región se reunieron para asistir al predio que, de acuerdo con lugareños, es propiedad del hermano de un ex Alcalde priista del municipio de Ixtaczoquitlán.

Al llegar la zona ya estaba acordonada por elementos ministeriales de la Fiscalía y las labores periciales ya se habían puesto en marcha. Desde la entrada del sitio, el perito a cargo aseguró que por medio del trabajo de oficiales caninos tres puntos fueron marcados como positivos, de donde se extrajeron cuerpos en estado de putrefacción.

“El olor era insoportable, anónimos refirieron que elementos ministeriales ya habían sustraído restos en bolsas de color negro. Es todo lo que sabemos, seguiremos esperando respuestas” sentenció una de las madres buscadoras.

Finalmente Aracely Salcedo, aseguró que el sitio acordonado por la Fiscalía General, se ubica a tres kilómetros del campamento de exterminio que descubrió el colectivo orizabeño.

La activista finaliza: “Esas coordenadas las obtuvimos de manera anónima. A como está la situación ya no sabemos si hay fuga de información en nuestro equipo o de plano las autoridades nos están vigilando”.

0 comentarios :

Publicar un comentario