lunes, 1 de agosto de 2016

El Mencho se APODERA de 11 Mpios. de Michoacan con el CJNG

En al menos once municipios de Michoacán, que fueron controlados por Los Caballeros Templarios y después "recuperados" por los grupos de autodefensa, opera ahora el Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG), coincidieron fuentes oficiales.

Se trata de Ziracuaretíro, Apatzingán, Uruapan, Taretán, Gabriel Zamora, Nuevo Parangaricutiro, Tingambato, Huetamo, Tacámbaro, Tancítaro y Churumuco, donde además del control de piso, la organización de Nemesio Oseguera "El Mencho" pretende la instalación de laboratorios clandestinos para elaborar drogas sintéticas.

REFORMA publicó que hombres que se presentaron como integrantes de una empresa de seguridad ofrecieron a habitantes del Municipio de Ziracuaretíro, en Michoacán, cuidar de sus huertos a cambio de no ser denunciados.

Conforme imágenes de un video, uno de los líderes del grupo armado -ataviado de negro- pide en una asamblea realizada en las oficinas de Sanidad Vegetal del Municipio que se den garantías a "una empresa que se va a dedicar a dar seguridad en el lugar".

Sin embargo, los lugareños sabían que "la junta era con miembros del Cártel Jalisco Nueva Generación", según testimonios anónimos.

De acuerdo con datos ministeriales y militares, en el País existe una disputa por el mercado de las metanfetaminas que libran las dos organizaciones más grandes en la elaboración de esa droga: Cártel de Sinaloa y CJNG.

En Sinaloa y Michoacán se focalizan los narcolaboratorios de producción de esa droga para satisfacer principalmente el mercado de Estados Unidos, establecen datos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

Desde 2014, el Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG) redireccionó su mercado de drogas no sólo a Estados Unidos, sino a otros países en el lejano Oriente, África y Europa, en una abierta competencia a la organización que encabeza Ismael "El Mayo" Zambada.

Tres meses después de ese viraje, el Departamento del Tesoro de EU calificó al CJNG y su aliado Los Cuinis como los grupos narcotraficantes más poderosos de México y advirtieron su expansión en la producción de drogas a Colima y Michoacán.

Los citados municipios fueron controlados, desde 2011 hasta mediados de 2013, por La Familia Michoacana y después por su escisión: Los Caballeros Templarios.

A inicios de 2014 esos territorios se alzaron en armas bajo la batuta de los grupos de autodefensa. Desde entonces, varios líderes se confrontaron tras acusarse, por una parte, de ser financiados por el CJNG y, por la otra, de alinearse con el Gobierno.

Los grupos de autodefensa llegaron a contar con armas AK-47, fusiles AR-15 y hasta lanzagranadas, cuando en sus inicios de protesta sólo lo hicieron con escopetas.

Las autodefensas "tomaron" a Ziracuaretíro, con 2 mil 700 habitantes, en marzo de 2014.

Ese Municipio es clave por su cercanía con la Autopista Siglo 21, la cual conecta con la región de Tierra Caliente y la Costa michoacana.

"Cada municipio es importante y Ziracuaretíro no es la excepción porque tenemos que limpiar la región y todo el Estado de Michoacán del crimen organizado", dijo entonces Estanislao Beltrán, vocero del Concejo de Autodefensas en la entidad, tras el ingreso de autodefensas a ese territorio.

Las acciones de los grupos de autodefensa en Michoacán acabaron por mermar a Los Caballeros Templarios y abrir la puerta al CJNG.

1 comentarios :

Anónimo dijo...

QUE SE VAYA ALA VERGA EL MENCHO LO VAMOS A SACAR DE MICHOACAN YVERACRUZ

Publicar un comentario